estigmas de la pareja

¿Qué son los estigmas de la pareja?

Los estigmas son esas cargas que soporta una pareja, y que normalmente viene impuesta por la sociedad.

Se refiere a los prejuicios que presentan las personas ante aquellas relaciones que no siguen la norma. Es decir, aquello que se considera normal, aceptado por la sociedad como lo corriente o habitual.

¿Cuáles son los estigmas que soporta una pareja?

Vamos a comentar los estigmas más habituales de la pareja

Condición sexual

Uno de los que más se presentan en la actualidad, son los que se crean ante parejas homosexuales.

A pesar de que incluso se ha aceptado el matrimonio entre personas del mismo sexo, a la sociedad, por lo general, todavía le resulta extraño.

La condición sexual puede marcar un estigma en la pareja, aunque la situación ya se haya normalizado en diferentes países. Podrán disfrutar de su amor libremente, aunque saben que serán observados, criticados y hasta marginados.

Edad

Otro de los estigmas más comunes es el de la diferencia de edad. Ya hablábamos en otro artículo sobre los motivos que llevan a personas de diferente edad a enamorarse.

Sin embargo, cuando la diferencia de edad es muy notable, también se crean prejuicios sobre esa relación. Además, todavía resulta más extraño cuando es la mujer la que supera en edad al hombre. La sociedad está más acostumbrada a ver hombres mayores con mujeres más jóvenes, pero no a la inversa.

En cualquier caso, se crea un estigma, una etiqueta que los acompañará allá donde vayan.

Condición religiosa, cultural y racial

Las parejas formadas por personas que pertenecen a diferentes culturas o practican distintas religiones, también son prejuzgadas.

Tienen que vivir con la falta de tolerancia de otras personas, que no aceptan otras formas de vida y pensamiento. Eso puede marcar sus hábitos, su convivencia ya no solo en el hogar, sino en el entorno social.

Por regla general, se produce un rechazo inicial a lo diferente. Un rechazo que provoca barreras entre la sociedad, que no todo el mundo es capaz de sortear. La integración puede resultar costosa y hay parejas que tienen que adecuarse a la discriminación. Por ello, buscan un espacio y ambiente en el que se sientan aceptados. Asociaciones, grupos sociales, etc., formados por personas con los que sienten más identificados.

Circunstancias personales

Algunas parejas tienen que cargar con un pasado sobre sus hombros. Pueden ser diferentes circunstancias que le ocurrieron en la niñez, en su entorno familiar, con antiguas parejas…

Eso puede condicionar también la actitud que otras personas tengan ante ellos.

En este caso, podemos hablar de la profesión, por ejemplo. Hay profesiones que están mal vistas por la sociedad, pero el estigma que crea sobre la persona que la realizó, perdura en el tiempo. Y cuando esa persona empieza a salir con alguien, la sombra de su pasado sobrevuela también en su relación.

Llevar una relación con estigmas

La pareja tiene que evitar que esos estigmas supongan una pesada carga para su relación.

No pueden hacer nada por cambiar a la sociedad, pero sí pueden hacer que los prejuicios, la crítica y el rechazo no les afecten.

Buscan alternativas, círculos en los que se sientan cómodos, nuevas amistades, maneras de defender su estilo de vida… Lo importante es que no sea la pareja la que le dé una mayor importancia a esos estigmas. La que evite que se convierta en una carga y un obstáculo para vivir su amor.

Leave a Comment

Your email address will not be published.

You may also like